¿Porqué no se acabó el mundo en el 2000?

En el año 1999 los astrólogos y medios de comunicación iniciaron a especular sobre el posible fin del mundo, el Juicio Final y la extinción de la humanidad pero lo que pocos conocemos es que el inicio del nuevo siglo significó el mayor reto al que jamás ha tenido que enfrentarse la industria informática en toda su historia.

La industria informática representaba las fechas con formato dd/mm/aa, dando por hecho que los dos primeros números del año siempre serían 19. En el último año del siglo, esa premisa dejaba de cumplirse y -al representar una fecha con formato dd/mm/00- los ordenadores no interpretaban que nos estábamos refiriendo al año 2000 sino a 1900, con todos los problemas que eso podía ocasionar en programas cuya lógica estuviera basada en el cálculo de fechas: cálculo de intereses bancarios, tratamientos médicos, gestión de rutas de transporte aéreo o ferroviario… o los sistemas de alimentación y refrigeración de las centrales nucleares, recoge El Diario de Galicia en su pagina web.

Años antes de la llegada del 2000, la Bolsa de Nueva York destinó 30 millones de dólares en un proyecto de 7 años que concluyó hasta 1995 para evitar los posibles impactos del cambio de siglo, explica la publicación. Al igual que la Bolsa empresas en todo el mundo y administraciones publicas invirtieron mas de 450 mil millones de dólares en evadir Efecto 2000. La noche del 31 de diciembre de 1999, informáticos de todo el mundo pasaron de guardia para hacer frente a cualquier contingencia. Cuando por fin dejaron de sonar las campanadas… no pasó nada, más allá de algún incidente aislado, por eso se ha creído que el Fin del Mundo con el nuevo siglo siempre fue un mito.

¿Qué pasó en el mundo el 31 de diciembre de 1999?

• 15 centrales nucleares se pararon preventivamente en todo el mundo.

• En España, el Gobierno reconoció «incidentes» en Zorita y Garoña, que ya estaban operando a un 60% de su capacidad.

• El oleoducto de Yumurtalik dejó de funcionar, dejando a Estambul sin suministros.

• La red de satélites de inteligencia y defensa del Pentágono no respondió durante 3 días.

• En una zona del Reino Unido se registró un inusual incremento de nacimientos de niños con síndrome de Down, una investigación posterior demostró que el programa que debía determinar si los embarazos eran de riesgo calculó mal la fecha de nacimiento de las madres a partir del 1 de enero de 2000, lo que evitó que se iniciaran las pruebas y protocolos recomendados.

El artículo señala que por primera vez la opinión pública y los Gobiernos de todo el mundo entendieron hasta qué punto las infraestructuras y servicios públicos más importantes dependen del software que los gestiona.